domingo, 23 de abril de 2017

Luis Enrique considera El Clásico como una final


Luis Enrique sabe que el último tren para la Liga sale este domingo del Bernabéu. El clásico contra el Real Madrid es "una final". Ganar significaría "mantener abierta la Liga", pero empatar o perder significaría "dejar casi sentenciado el título, por las pocas jornadas que quedan".

El técnico valora el duelo contra el máximo rival como un partido más que especial. "El objetivo es la victoria. No hay otra alternativa, no nos sirve ningún otro resultado. Esto puede significar presión o un estímulo. Para mí es un estímulo", comenta Luis Enrique tras el último entrenamiento previo al clásico.

El Barça afronta el partido en una semana delicada, en la que ha quedado eliminado de la Champions tras el empate sin goles contra la Juve, en el Camp Nou. Ahora le toca otro partido de máxima exigencia. "Son jugadores de primer nivel, preparados para levantarse una y mil veces. Es evidente que cada vez que alguien tropieza y pierde la opción de ganar títulos, es una mala noticia", valora de entrada, para recordar que el partido se juega en un estadio, el Bernabéu, donde el equipo ha conseguido buenos resultados en los últimos años. "El campo es un factor importante. Allí hemos hecho buenas actuaciones. Pienso que es un estímulo perfecto. Y pienso que es bueno que este partido vaya después de la eliminación para que volvamos a tener un estímulo".